Las ciudades son lugares llenos de gente y vacíos de humanidad. Nos sentimos solos y deprimidos ante tanto edificio, tantos vehículos, tanto ruido, tanta soledad. Somos muchos pero estamos solos. Pero entre tanta soledad hay Alguien que camina junto a nosotros. Que nos escucha. Nos comprende. Nos ama. Siente nuestras soledades y depresiones. Alguien lo llamó PADRE y nos invitó a que le conversáramos, le contáramos nuestras angustias y nuestras penas para que se puedan convertir en alegrías y esperanzas. Te invito a que converses on nuestro Padre Dios de una forma distinta, poco convencional, la de rezar por la calle y no en el templo, la de sentir la alegría de vivir de cada día, la de conversar con Alguien que nos escucha y ama. Alguien que es Padre. Y Amigo. Y Compañero del Camino de la Vida.

Escucha la Tertulia en Podomatic

Oración por el enfermo

Tuesday, February 10, 2015

Oh Dios Todopoderoso

¡Señor, Dios Todopoderoso, que has creado el Cielo
y la Tierra y el Mar y todo lo que en ellos hay.

Alabanza, honor y gloria a tu nombre
por los siglos!
En Ti residen para siempre, la verdad, 
la santidad, la
gracia y la belleza. 
Esplendor y majestad irradia tu trono,
 fuerza y magnificencia adornan tu santuario.
En tu palacio todo proclama:
¡Gloria! Tú has hecho todas las cosas bellas, 
y ellas manifiestan el
esplendor de tu grandeza; sus 
acentos armoniosos resuenan en todo el
Universo. A la voz de tu trueno,
la tierra se pone a temblar; pero
cuando el viento murmura a través de las hojas,
cuando el manantial
balbucea, es como un reflejo de tu gracia. 
Y cuando los pájaros hacen
resonar sus cantos tan variados y 
tan melodiosos, percibimos como un
eco de la música de tu voz. Tú has hecho nacer en nuestro 
corazón el deseo de celebrarte. 
Tú te complaces con nuestras alabanzas y aceptas
nuestros cantos. Tú nos has dado la música como un medio privilegiado
para expresar nuestros sentimientos : ¡Gracias por éste regalo!.
Queremos utilizarlo para cantar tus alabanzas 
y para revelarte a los
que viven sin esperanza.
¡Gracias por todos los salmos,
 los himnos y los cánticos compuestos por los que nos 
han precedido y por nuestros
contemporáneos!. 
¡Gracias por los dones musicales que has dado a tu
Iglesia, concédenos en tu amor, utilizarlos para tu Gloria!. 
Desde aquí abajo Señor, queremos unir nuestras alabanzas,
a aquellas que hacen resonar el coro de miles de ángeles 
que te celebran en el cielo, esperando el día glorioso, 
en el que entonaremos el cántico nuevo en
compañía de los redimidos de todos los tiempos 
y lugares reunidos delante de Ti.
~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~
Tienda del Siglo 21
¿Necesitas biblias?, ¿Rosarios de Jerusalén? ¿Aceites? Biblias en Español o Inglés?, etc.? Visita nuestra tienda cibernética en la comodidad de tu hogar…

·  La Tienda
Father Tomas Del Valle-Reyes
Descubriendo El Siglo 21
330 West 38 Street
Suite 503
New York, NY 10018
212-244-4778