Las ciudades son lugares llenos de gente y vacíos de humanidad. Nos sentimos solos y deprimidos ante tanto edificio, tantos vehículos, tanto ruido, tanta soledad. Somos muchos pero estamos solos. Pero entre tanta soledad hay Alguien que camina junto a nosotros. Que nos escucha. Nos comprende. Nos ama. Siente nuestras soledades y depresiones. Alguien lo llamó PADRE y nos invitó a que le conversáramos, le contáramos nuestras angustias y nuestras penas para que se puedan convertir en alegrías y esperanzas. Te invito a que converses on nuestro Padre Dios de una forma distinta, poco convencional, la de rezar por la calle y no en el templo, la de sentir la alegría de vivir de cada día, la de conversar con Alguien que nos escucha y ama. Alguien que es Padre. Y Amigo. Y Compañero del Camino de la Vida.

Escucha la Tertulia en Podomatic

Oración por el enfermo

Sunday, May 20, 2018

Junio 17, 2018 Divino Niño Jesús

Domingo 17 de Junio, 2018 misa en honor al Divino Niño Jesús   
A Partir de las Dos de la tarde, (2:00 PM) celebraremos la misa en Honor al Divino Niño Jesús en la Parroquia de St. Columba
localizada en 343 West 25th Street, New York, NY 10001 
entre  8va  y  9na Avenidas en Manhattan
Si usted no puede asistir, envíenos sus peticiones por email a Radiosigloxxi@aol.com 
 o llamando a nuestra oficina 212-244-4778 y rezaremos por sus intenciones. 
Unidos en oración, Padre Tomás Del Valle-Reyes
Trenes: 1, E, C hasta la calle 23 y los autobuses M11 y  M20



Oración 
Yo, frágil, enfermo, con cáncer..., como uno de tantos y 
tantas, a lo mejor, con las mismas ansias, con las 
mismos dolores, con los mismos desesperos, con 
las mismas esperanzas. 
Yo tengo a mi alrededor mucha gente, empezando por
 mi madre, próxima, que me quiere, que me cuida, 
que me transmite la fuerza del amor, que me abre a un 
mundo mayor que el circunscrito por las cuatro 
paredes de mi ser, que me permite salir de mí mismo, 
de lo mío, y hacerme uno con todo lo que es y vive 
y sufre y espera y disfruta en el mundo. 
Yo te tengo a Ti, amándome, sosteniéndome, 
solidarizándote conmigo, metiéndome en el 
mundo de las solidaridades, 
para que no ahogue en mis solas inquietudes, para 
que las inquietudes de otras/de otros me liberen
 y me abran a un espacio mayor, un espacio de vida, un espacio de amor, un espacio de comunión. 
No obstante, día a día, como siempre, yo invitado por ti a disfrutar 
la vida y la salud, a luchar la vida y la salud, sostenido por ti para eso, 
acompañado por ti para eso. 
Gracias, mi Dios. 
Que te sienta así, o como tú quieras estar conmigo. 
Que seas ti quien lleve la iniciativa. 
Llévame por donde quieras, como quieras, hasta donde quieras. 
Y yo siempre de tu mano, siempre, eternamente.
Gracias

Post a Comment